El Gobierno vigilará las redes y dará una “respuesta política” a las campañas de desinformación

Noticias de política y sucesos en España o sobre españoles
Cerrado
ECO
Tiene paguita
Mensajes: 899
Registrado: 23 Abr 2013 12:48
Ubicación: www.larefineria.blogspot.com

El Gobierno vigilará las redes y dará una “respuesta política” a las campañas de desinformación

Mensaje por ECO » 11 Nov 2020 13:11

El Gobierno hará una monitarización permanente de las redes a la búsqueda de noticias falsas y dará una “respuesta política”, estudiando la adopción de medidas de represalia, cuando se pueda atribuir a un Estado extranjero la autoría de una campaña de desinformación contra España. Así figura en el Procedimiento de Actuación contra la Desinformación, aprobado el pasado día 6 por el Consejo de Seguridad Nacional y publicado este jueves en el BOE por orden del Ministerio de la Presidencia.

El documento prevé la posibilidad de realizar campañas de comunicación para contrarrestar las noticias falsas, aunque no de censurarlas, pero deja en las manos exclusivas del Gobierno la potestad de decidir qué es desinformación. El protocolo actualiza el vigente desde marzo de 2019, que no se hizo público, y regulariza una actividad que se inició ya bajo el Gobierno de Mariano Rajoy.

https://elpais.com/espana/2020-11-05/es ... jeros.html

ECO
Tiene paguita
Mensajes: 899
Registrado: 23 Abr 2013 12:48
Ubicación: www.larefineria.blogspot.com

Re: El Gobierno vigilará las redes y dará una “respuesta política” a las campañas de desinformación

Mensaje por ECO » 11 Nov 2020 13:11

UN ESCENARIO REGIDO POR LO POLÍTICAMENTE DESCARADO.

En la sociedad española lo políticamente correcto ha dejado de estar de moda, para dar paso a lo políticamente descarado. En España, durante la década de los 80 del pasado siglo, entre las elites políticas existía la convicción de la necesidad de la defensa de lo políticamente correcto. La necesidad de la defensa de que el comportamiento de los políticos y, sobre todo, su discurso, entraran dentro de lo aceptable en una democracia y de acuerdo a la Constitución del 78. Cuando se rompía esta regla, no era por deseo de dirigente político afectado sino porque un adversario o un medio de comunicación habían hecho público algún secreto de este que le desacreditaba. Pero todo cambia, y en este caso para peor. De un comportamiento y discurso de las elites políticas políticamente correcto, hemos pasado a otro políticamente descarado. Se miente de forma descarada; se amenaza de forma descarada; se defiende una cosa y se hace la contraria de forma descarada. Todo comportamiento y discursos políticos son aceptables si cuentan con el apoyo de la mayoría. Hoy en España tenemos diputados nacionales que lideraban acciones de asalto a supermercados o que eran partidarios de lo conocido como escrache como forma de presión a representantes políticos democráticamente elegidos.

El Gobierno de España acaba de aprobar una ley para hacer frente a la desinformación. En teoría para hacer frente a las noticias falsas. Como si en la era de Internet los ciudadanos no fueran capaces, con un mínimo esfuerzo y coste, de verificar cuando una noticia es falsa o no. Lógicamente, ello entra en contradicción con el hecho constatado de que en España los principales productores de noticias falsas son fuentes del propio Gobierno y afines ideológicamente. En un ambiente dominado por lo políticamente descarado, lo percibimos todos los días a través del discurso de dirigentes políticos, nadie se cree que esta ley nace para proteger a los ciudadanos, sino todo lo contrario, para poder ejercer represión, como un recurso más de los partidos que hoy gobiernan España para limitar la libertad de expresión de medios de comunicación y ciudadanos no afines ideológicamente. El Gobierno de Sánchez dice querer combatir la desinformación, pero no ve desinformación en la propaganda antioccidental y anti NATO que el vicepresidente y secretario general de Unidas Podemos hace a través de una cadena de la televisión publica iraní.

Pero no es algo nuevo ni de extrañar. Durante el pasado siglo tanto el Régimen nazi alemán, como regímenes de ideología comunista, la Unión Soviética y sus satélites, utilizaron la mentira descarada, el tirar la piedra y esconder la mano, acciones de bandera falsa, etc, como instrumento para alcanzar objetivos políticos, cuando militares, asegurándose el factor sorpresa, por ejemplo, prometiendo paz y luego atacando. Tampoco es de extrañar, una de las principales características de los regímenes comunistas es controlar y limitar la difusión de información, prohibiéndose toda actividad de difusión de información contraria a los intereses del partido político, el único partido, comunista, que gobierna. España hoy todavía no es un régimen comunista pero ya se le acerca en numerosos aspectos. En el Gobierno de España hay un partido, Unidas Podemos, que es un claro satélite de lo que desde la caída del Muro de Berlín se conoce como poscomunismo, el comunismo con las mismas ideas de siempre, pero con un hábito más caro, más lujoso, liderado desde Moscú y demás países de su órbita.

Ha comenzado el juicio por los atentados de Barcelona y Cambrils de agosto de 2017, y lo primero que hacen es difundir un video con los ejecutores manejando explosivos y amenazando a ciudadanos cristianos españoles. ¿Funcionaba la furgoneta con la que realizaron el ataque con explosivos? ¿Tienen todo tan bien atado que no temen que se puedan producir reacciones en la sociedad española? ¿Qué difusión de información quieren controlar desde el Gobierno de España? Evidentemente, una vez más se han superado a sí mismos, han sobrepasado el límite de lo políticamente descarado. Y lo mismo está ocurriendo con la gestión de la epidemia por el virus chino covid-19 desde el Gobierno de España solo se hace desinformar y sobre todo amenazar a los ciudadanos. Volvamos al principio para entender el presente. Que el 30 de enero, día que la OMS declaro la alerta sanitaria por el virus chino, por coronavirus, que el Gobierno permitiera entrar en España al Wuhan Zall, un equipo de futbol chino, para entrenar, y luego al Dalian Yifang, es un insulto a la inteligencia. Pero no queda ahí la cosa, después de tres meses de un duro estado de alarma, el Gobierno de Sánchez volvió a las andadas, de tal manera que se cree que un variante del virus chino asociada a trabajadores temporeros de Aragón y Cataluña es la principal causa de la segunda ola de la epidemia en Europa, ¿Es una tomadura de pelo? No, es un fruto más de lo políticamente descarado.

Una vez más, debo resaltar que el problema no es el virus chino, sino la utilización que lo políticamente descarado permite hacer de la situación creada por la epidemia que ha causado. Siendo utilizada para justificar represión y encubrir violaciones de los derechos humanos. Muchos expertos en temas sanitarios padecen el síndrome Hitler, es decir, se creen con capacidad para controlar el mundo con sus virus y enfermedades, y como todos recordamos, no fue así. En España, esta constatado, el sistema sanitario es utilizado para ajustar cuentas y cometer violaciones de los derechos humanos, algo amoral, propio de regímenes fascistas, su variante el nazismo, o de regímenes comunistas. En el Mundo occidental no es aceptado ni en tiempos de guerra, pero hoy lo permite la aceptación por la mayoría de lo políticamente descarado. De tal forma que muchos ciudadanos hoy viven bajo la amenaza de que el Gobierno de España decida que ha llegado el momento oportuno o no de aplicarles una eutanasia activa. ¿No hay alternativa, no hay capacidad de reacción, debemos resignarnos a aceptar pasivamente las consecuencias de lo políticamente descarado? Que cada uno decida.

Avatar de Usuario
Cuentame
Tiene paguita
Mensajes: 721
Registrado: 16 Ago 2020 15:54

Re: El Gobierno vigilará las redes y dará una “respuesta política” a las campañas de desinformación

Mensaje por Cuentame » 11 Nov 2020 14:27

Como para fiarse de lo que haga y diga este gobierno mentiroso y manipulador.
Sánchez, Iglesias, Torra y Otegui la misma mierda son

Cerrado